¿Por qué el flipped classroom es muy complicado de aplicar en España?

Hace tiempo que oí hablar de flipped classroom (de ahora en adelante FC) y me pareció una metodología muy interesante y que puede ayudar a la adquisición de un aprendizaje significativo por parte de los alumnos, ya que somos quienes estamos construyendo dicho aprendizaje.

Podemos entender el FC como «un modelo pedagógico que transfiere el trabajo de determinados procesos de aprendizaje fuera del aula y utiliza el tiempo de clase, junto con la experiencia del docente, para facilitar y potenciar otros procesos de adquisición y práctica de conocimientos dentro del aula».

Tras leer varias opiniones y artículos, me he dado cuenta de que todos hablamos de lo maravilloso que es el FC, de las ventajas, de todo lo que podríamos conseguir y de ejemplos con grandes resultados.

¿EN ESPAÑA?

Antes de nada, quisiera señalar que estoy a favor de esta metodología innovadora, pero estos comentarios me suenan muy utópicos.

A continuación, me gustaría plantear una serie de argumentos que pueden crear controversia, que hacen referencia a «Por qué el FC es muy complicado de aplicar en España».

 Si quieres seguir leyendo, clica aquí
Anuncios